Las torres son para mi la máxima abstracción del alma de un ser humano en particular. Nacieron en mi trabajo para el Hotel Villarrica Park Lake donde está la primera obra llamada “Soy yo”.
Cada una de ellas representa a una persona su corporeidad tanto física como espiritual, haciendo conexión con la naturaleza y la maravillosa sincronía que existe entre ella y nosotros, los árboles como ser primario de la creación, siendo ellos los que encabezan mis torres en mayor parte. Son los que representan a las almas más protectoras, grandes, sabias. Las flores en tanto, son aquellas almas, delicadas, de gran belleza, pureza. Así también aparecen posteriormente, los patrones de diseño de diferentes civilizaciones y épocas. Búsqueda de significados y relaciones culturales donde fui encontrando similitudes entre mis creencias espirituales y distintas culturas; los cuales fui representando en cada patrón adquirido y utilizado en mi pintura.
Mis torres, por tanto son simbólicamente personas a las cuales represento de manera abstracta, ornamentada y llena de secretos atavíos, que adornan su hermosa existencia, tanto espiritual como corpórea. Hasta hoy sigo recibiendo encargos de mis queridas torres donde represento familias completas, personas con anhelos y esperanzas y toda aquel que quiera ser representado bajo este lenguaje tan personal y único ya sellado bajo mi nombre.
Si te gusta esta etapa puedes mandar a hacer con la artista una obra especial personalizada.

TODOS        TORRES        ABSTRACTOS       ONÍRICOS       ESCULTURAS E INTERVENCIONES